/ miércoles 28 de noviembre de 2018

¡Ya casi es Navidad! Nueva York enciende su icónico árbol de Rockefeller

Esta tradición cuenta con 85 años de antigüedad y marca el comienzo de las festividades navideñas en la ciudad

Nueva York cumplió hoy con la tradición del encendido de las luces del árbol de Navidad del Centro Rockefeller, un acto que tiene ya 85 años de antigüedad y que marca el comienzo de las festividades navideñas en la ciudad.

En esta ocasión, el evento que se organiza en torno a las luces del espectacular árbol, que este año tiene 22 metros de altura, contó con las actuaciones musicales de estrellas de la talla de Diana Ross, Tony Bennett, Diana Krall y John Legend.

También participaron Brett Eldredge, Darci Lynne Farmer, Martina McBride, Pentatonix Kellie Pickler y Howie Mandel en el espectáculo, cuya relevancia llevó a que se cortara la circulación de vehículos durante toda la tarde a una amplia zona del centro de Manhattan, donde está situado el Rockefeller.

Foto: Reuters

El árbol de mujeres latinas gay

El ejemplar de abeto noruego se transportó esta vez desde la localidad de Wallkill, a una hora y media de la ciudad de Nueva York, donde había crecido durante los últimos 75 años sobre un terreno ahora propiedad de Shirley Figueroa y Lissette Gutierrez, una pareja de mujeres de origen puertorriqueño.

Foto: Reuters

El abeto, de 12 toneladas de peso, se convierte así en el primer árbol de Navidad de Rockefeller en provenir de mujeres homosexuales o latinas.

Otra novedad este año es la gran estrella de casi tres metros de altura que decora la punta del árbol, que está hecha de tres millones de cristales Swarovski y que fue diseñada por el reputado arquitecto polaco-americano Daniel Libeskind.

Foto: Reuters

Así prendieron el icónico árbol

Además, más de 8 kilómetros de cables con decenas de miles de luces arropan al árbol desde hoy y hasta el próximo 7 de enero, que se encenderán diariamente desde las 17.30 hasta las 23.30, a excepción del 25 de diciembre, cuando permanecerán iluminadas 24 horas.

Después del 7 de enero, el imponente abeto será despiezado y donado a Habitat for Humanity, una ONG estadounidense fundada en 1976 que construye viviendas para los necesitados por todo el mundo.

Un poco de historia

Foto: Especial

El primer árbol de Navidad que quedó instalado en el lugar fue colocado en 1931 por trabajadores de la construcción en el sitio donde se estaba levantando el Centro Rockefeller.

La primera ceremonia formal del encendido de las lunes se desarrolló en 1933, y la tradición se ha mantenido desde entonces con algunas variaciones.

En ocasiones han sido dos los pinos colocados, pero en 1942 fueron tres, adornados con bolas rojas, blancas y azules, para dar apoyo a las tropas que combatían en la II Guerra Mundial.

Los árboles de ese año y los que se colocaron en las Navidades sucesivas, hasta el final de la guerra, no fueron adornados con luces a causa de las regulaciones que regían por el conflicto armado.

Los mismos colores patrióticos del árbol de 1942 fueron los que se utilizaron para adornar el pino de las Navidades de 2001, las primeras después de los atentados del 11 de septiembre de ese año.

El árbol más alto que se haya colocado hasta ahora fue el que quedó instalado en 1999, de 30,5 metros, originario de la localidad de Killingworth, en el estado de Connecticut.

Nueva York cumplió hoy con la tradición del encendido de las luces del árbol de Navidad del Centro Rockefeller, un acto que tiene ya 85 años de antigüedad y que marca el comienzo de las festividades navideñas en la ciudad.

En esta ocasión, el evento que se organiza en torno a las luces del espectacular árbol, que este año tiene 22 metros de altura, contó con las actuaciones musicales de estrellas de la talla de Diana Ross, Tony Bennett, Diana Krall y John Legend.

También participaron Brett Eldredge, Darci Lynne Farmer, Martina McBride, Pentatonix Kellie Pickler y Howie Mandel en el espectáculo, cuya relevancia llevó a que se cortara la circulación de vehículos durante toda la tarde a una amplia zona del centro de Manhattan, donde está situado el Rockefeller.

Foto: Reuters

El árbol de mujeres latinas gay

El ejemplar de abeto noruego se transportó esta vez desde la localidad de Wallkill, a una hora y media de la ciudad de Nueva York, donde había crecido durante los últimos 75 años sobre un terreno ahora propiedad de Shirley Figueroa y Lissette Gutierrez, una pareja de mujeres de origen puertorriqueño.

Foto: Reuters

El abeto, de 12 toneladas de peso, se convierte así en el primer árbol de Navidad de Rockefeller en provenir de mujeres homosexuales o latinas.

Otra novedad este año es la gran estrella de casi tres metros de altura que decora la punta del árbol, que está hecha de tres millones de cristales Swarovski y que fue diseñada por el reputado arquitecto polaco-americano Daniel Libeskind.

Foto: Reuters

Así prendieron el icónico árbol

Además, más de 8 kilómetros de cables con decenas de miles de luces arropan al árbol desde hoy y hasta el próximo 7 de enero, que se encenderán diariamente desde las 17.30 hasta las 23.30, a excepción del 25 de diciembre, cuando permanecerán iluminadas 24 horas.

Después del 7 de enero, el imponente abeto será despiezado y donado a Habitat for Humanity, una ONG estadounidense fundada en 1976 que construye viviendas para los necesitados por todo el mundo.

Un poco de historia

Foto: Especial

El primer árbol de Navidad que quedó instalado en el lugar fue colocado en 1931 por trabajadores de la construcción en el sitio donde se estaba levantando el Centro Rockefeller.

La primera ceremonia formal del encendido de las lunes se desarrolló en 1933, y la tradición se ha mantenido desde entonces con algunas variaciones.

En ocasiones han sido dos los pinos colocados, pero en 1942 fueron tres, adornados con bolas rojas, blancas y azules, para dar apoyo a las tropas que combatían en la II Guerra Mundial.

Los árboles de ese año y los que se colocaron en las Navidades sucesivas, hasta el final de la guerra, no fueron adornados con luces a causa de las regulaciones que regían por el conflicto armado.

Los mismos colores patrióticos del árbol de 1942 fueron los que se utilizaron para adornar el pino de las Navidades de 2001, las primeras después de los atentados del 11 de septiembre de ese año.

El árbol más alto que se haya colocado hasta ahora fue el que quedó instalado en 1999, de 30,5 metros, originario de la localidad de Killingworth, en el estado de Connecticut.

Local

Criptoinversiones crecen por Covid-19

Se ha convertido en el refugio ante la crisis para los inversionistas más arriesgados, este 2020 tuvo un crecimiento del 50 %

Local

Covid-19 sigue en curva ascendente

Confirman las autoridades de salud que la pandemia sigue en ascenso, no da respiro a Tamaulipas

Local

Continúa crítica la situación de ostioneros

Renato Morato, presidente de la Sociedad Cooperativa Pesquera de La Ribera dijo que no hay demanda de ostión y por consecuencia no hay venta

Regional

Llaman a cerrar filas ante Covid-19

De acuerdo con la Secretaría de Salud en el Estado, Nuevo Laredo terminó junio con 726 casos positivos y 49 defunciones, mientras que julio cerró con incremento a mil 578 contagios y 144 decesos

Cultura

Hallazgos que sorprenden y que solo tienen las librerías de viejo

Date una vuelta por estos espacios y descubre la magia que existe detrás de cada una de sus páginas

Mundo

Ébola causa 32 muertos en 74 casos en la RD del Congo, alerta la OMS

Esta epidemia es la peor de la historia de la RDC y la segunda más grave del mundo, después de la que asoló África occidental de 2014 a 2016

Salud

Pacientes con trasplante de hígado, con menos cuadros graves por Covid-19

Sin embargo, los pacientes con trasplante de hígado y un tratamiento inmunosupresor son más susceptibles a contagiarse de Covid-19

Mundo

Covid-19 "desaparecerá" y los niños son inmunes: Trump

El presidente de EU mantuvo que los menores son casi inmunes al virus, esto para defender la apertura de escuelas, una teoría que ha hecho que Facebook y Twitter le censuren

Gossip

Voy a limpiar mi nombre: Plácido Domingo niega acoso sexual

El cantante de ópera dijo "cuando supe que tenía el coronavirus me prometí a mí mismo que si salía vivo lucharía para limpiar mi nombre"