imagotipo

Aumenta 40% el empeño entre familia y empresas de la localidad

  • Mirna Hernández
  • en Local

Los empeños se incrementaron un 40% en este año en las 124 casas de Tampico, Madero y Altamira, donde la joyería de oro dejó de ser la principal fuente de ingresos para las familias, las que ahora dejan en garantía desde televisores o teléfonos celulares y hasta herramientas domésticas e industriales para obtener dinero rápido, pero caro.

A pesar de que esos negocios prestan dinero expres con intereses sobre el 150% mensual, el grueso de las familias y hasta de las empresas micro y pequeñas de todos los sectores, las utilizan como un recurso rápido de dinero, señaló el subdelegado de la Procuraduría Federal del Consumidor en esta localidad, Alejandro Calderón Hidalgo.

El empeño de joyería de oro ha caído en desuso, pero ahora las familias obtienen entre 800 y 1,500 pesos para hacer frente a sus gastos de pagos de agua, luz, despensa u otros servicios básicos, dejando en garantía diversos objetos de casa, que van desde televisores, celulares, computadoras, hasta herramientas e incluso algunas empresas de tamaño ofrecen hasta su maquinaria, agregó.

Lee también: Raúl Curiel tendrá pelea de exhibición este viernes en el Polideportivo

Dijo que si bien el número de casas de empeño dejó de crecer en esta localidad, para la mayoría de las familias siguen siendo la herramienta más rápida para tener liquidez, aunque reciban menos del 60% por ciento del valor de la prenda.

Aseguró que hay reportes de empresas que ante la falta de obra o de trabajo, aceptan dejar como garantía su equipo y maquinaria para responder a sus gastos inmediatos.

En ese sentido, señaló que la Procuraduría Federal del Consumidor inició un programa para verificar que todos los negocios cumplan con la normatividad esencial como contar con contratos de adhesión y hay un programa permanente de orientación para que los pignorantes lean los estipulaciones en esos documentos y no verse sorprendidos a la hora de pagar o recoger sus artículos.

Es muy común que la gente no verifique las condiciones de los artículos que dejó en garantía y luego acuden a la Profeco a presentar la queja por el maltrato de los mismos, pero cuando ya firmaron y aceptaron al recibirlos.

Manifestó que en esta localidad están siendo inspeccionadas y verificar otros puntos, como tener precios a la vista y que estén afiliados al órgano federal.

Otro punto que también inspeccionan es que no operen con mercancía robada y rindan información sobre el tema a las autoridades concernientes.

Te puede interesar: Detectan clínica dental “patito” en Altamira