imagotipo

¡ Sálvenos estamos secuestrados !

  • Paulo Monsiváis
  • en Seguridad

Fue el grito que liberó a nueve mexicanos y once centroamericanos que se encontraban privados de su libertad en la ciudad de Reynosa, en una acción de efectivos de la Policía Estatal de Tamaulipas, quienes al recibir una llamada anónima se trasladaron a un domicilio de la colonia Las Palmas, al oriente de esta ciudad fronteriza

La llamada anónima que advirtió al personal de la Fuerza Tamaulipas sobre esta situación, avisaba sobre gritos desesperados que salían de una vivienda en el sector antes mencionado y cuando iban cruzando las unidades de la policía escucharon a las personas, entre ellas una menor de 11 años, señalando que habían sido retenidos en la casa por varios días contra de su voluntad.

En el inmueble fueron encontrados en total fueron 20 las personas que estaban en este domicilio, todos migrantes que intentaban cruzar hacia Estados Unidos, de ellos, 9 pudo comprobarse que eran de México, mientras que el resto uno era de Palestina, uno de Gambia, uno de Guatemala, cinco de Honduras y tres de Perú.

Los migrantes confesaron a los policías que los “polleros” que les habían cobrado por cruzarlos hacia la Unión Americana los habían dejado en esta casa, desde hace varios días, siendo el pasado viernes 16 de junio cuando ante la desesperación por el encierro los obligó a pedir auxilio.

Los migrantes mexicanos recibieron la atención de quedarse en un refugio temporal mientras se contactan con familiares, mientras que los extranjeros al no poder comprobar su estadía legal en el país fueron puestos a disposición de las autoridades del Instituto Nacional de Migración para su proceso de retornar a sus lugares de origen.