/ sábado 1 de mayo de 2021

[Video] Ciudad Madero: ferrocarril, puerto y petróleo

En 1896, el suburbio de Doña Cecilia contiene ya una población de aproximadamente cuatro mil 500 personas

La estación Tamesí se edificó sobre la línea de Monterrey a Tampico, perteneciente al antiguo Ferrocarril de Monterrey al Golfo, y en 1890 la labor se realizaba a la par que trabajadores iban haciendo chozas a lo largo del trazo del riel, pues al mismo tiempo se extendía un ramal de vías hacia una famosa ranchería, pegada al Pánuco, que llamaban “El Paso de Doña Cecilia”.

Suscríbete a la edición digital de El Sol de Tampico aquí

Esta zona ubicada en la barra natural del río Pánuco y que dio origen a Ciudad Madero, tuvo una gran actividad por ser la entrada a Tampico, desde ser campo de batallas para defender a México de la corona española, pasando por alojamiento de grandes personalidades del siglo XIX, hasta una actividad económica que detonó la formación del municipio que hoy conocemos.

A través de las líneas del ferrocarril se provocó un nuevo modo de ordenamiento del espacio, y el territorio surgió, pues en 1890 al iniciar los trabajos preliminares de limpieza de la Barra se hizo un llamamiento de mil trabajadores que llegaron de San Luis Potosí con la promesa de ganar de 75 centavos a un peso por día, originando la llegada masiva en tren de obreros.

El tren daba servicio a lo largo de los 11 kilómetros de vías, el cual se convirtió en la forma de transporte más importante para los trabajadores y sus familias que vivían a lo largo de la línea férrea. De esta manera se dio el desarrollo de la suburbanización en los barrios Árbol Grande, Doña Cecilia y La Barra.

Y hacía 1892, dos de los tres lugares para el desembarco de toda la carga que traían las naves que llegaban por la zona norte del golfo de México estaban una en La Barra, a la entrada del río Pánuco y la otra en el ferrocarril, en Doña Cecilia, esta interacción hizo que el villero fuera tomando cada vez más importancia.

“Por tal motivo cuando la extracción de petróleo se hizo negocio a principios a finales de 1800 la zona que ocupaba la ranchería de Doña Cecilia fue elegida para la instalación de almacenajes y refinerías de aceite. Con la planta instalada en Árbol Grande, en 1895, el desarrollo petrolero aterrizó en La Barra y la oferta laboral se multiplicó de manera exponencial”, señala Juan José García Rodríguez, investigador de Ciudad Madero.

En 1896, el suburbio de Doña Cecilia contiene ya una población de aproximadamente cuatro mil 500 personas y Árbol Grande, un pueblo comparativamente nuevo, cerca de 500 personas, pues muchas familias se fueron estableciendo en los vastos terrenos aledaños al tren con la intención de evitar pérdida de tiempo por traslados.

“Con la expropiación de los ferrocarriles en 1907 los terrenos propiedad de Ferrocarril Central Mexicano en La Barra pasaron a ser parte del Estado que terminó arrendándolos, llegando más compañías petroleras a la zona y en 1921 se instalará una de las plantas más importantes: El Águila.

Esto terminó por generar un desarrollo que tres años más tarde detonó la ‘independencia’ de la zona, para nacer el 1 de mayo en 1924, Villa Cecilia, que más tarde, en 1930 cambio de nombre para llevar el del apóstol de la Revolución, quedando registrada como Ciudad Madero”, añade.

Mapa de Tampico y las zonas donde se instaaron compañías petroleras, 1900 | Archivo Mediateca INAH

“El nuevo municipio estaba conformado por los asentamientos de Doña Cecilia (colonia Tinaco), Árbol Grande, Refinería, La Barra y Miramar, además de otras partes del norte de Tampico. Cuando se pone en operación en 1914 la refinería Madero, los ingleses empezaron a construir casas hacia el norte creándose una zona exclusiva y con gran desarrollo, para después dar paso al actual municipio”, agrega.

Detrás de conceptos como modernidad, industrialización y desarrollo se ocultan los procesos y esfuerzos de los hombres que se impusieron a la naturaleza y generaron el cambio, Madero es claro ejemplo de este tipo de gente, que con su fuerza modernizaron una ciudad y construyeron otra.

Villerío de obreros en la ranchería de Doña Cecilia en 1903 | Archivo Mediateca INAH

La estación Tamesí se edificó sobre la línea de Monterrey a Tampico, perteneciente al antiguo Ferrocarril de Monterrey al Golfo, y en 1890 la labor se realizaba a la par que trabajadores iban haciendo chozas a lo largo del trazo del riel, pues al mismo tiempo se extendía un ramal de vías hacia una famosa ranchería, pegada al Pánuco, que llamaban “El Paso de Doña Cecilia”.

Suscríbete a la edición digital de El Sol de Tampico aquí

Esta zona ubicada en la barra natural del río Pánuco y que dio origen a Ciudad Madero, tuvo una gran actividad por ser la entrada a Tampico, desde ser campo de batallas para defender a México de la corona española, pasando por alojamiento de grandes personalidades del siglo XIX, hasta una actividad económica que detonó la formación del municipio que hoy conocemos.

A través de las líneas del ferrocarril se provocó un nuevo modo de ordenamiento del espacio, y el territorio surgió, pues en 1890 al iniciar los trabajos preliminares de limpieza de la Barra se hizo un llamamiento de mil trabajadores que llegaron de San Luis Potosí con la promesa de ganar de 75 centavos a un peso por día, originando la llegada masiva en tren de obreros.

El tren daba servicio a lo largo de los 11 kilómetros de vías, el cual se convirtió en la forma de transporte más importante para los trabajadores y sus familias que vivían a lo largo de la línea férrea. De esta manera se dio el desarrollo de la suburbanización en los barrios Árbol Grande, Doña Cecilia y La Barra.

Y hacía 1892, dos de los tres lugares para el desembarco de toda la carga que traían las naves que llegaban por la zona norte del golfo de México estaban una en La Barra, a la entrada del río Pánuco y la otra en el ferrocarril, en Doña Cecilia, esta interacción hizo que el villero fuera tomando cada vez más importancia.

“Por tal motivo cuando la extracción de petróleo se hizo negocio a principios a finales de 1800 la zona que ocupaba la ranchería de Doña Cecilia fue elegida para la instalación de almacenajes y refinerías de aceite. Con la planta instalada en Árbol Grande, en 1895, el desarrollo petrolero aterrizó en La Barra y la oferta laboral se multiplicó de manera exponencial”, señala Juan José García Rodríguez, investigador de Ciudad Madero.

En 1896, el suburbio de Doña Cecilia contiene ya una población de aproximadamente cuatro mil 500 personas y Árbol Grande, un pueblo comparativamente nuevo, cerca de 500 personas, pues muchas familias se fueron estableciendo en los vastos terrenos aledaños al tren con la intención de evitar pérdida de tiempo por traslados.

“Con la expropiación de los ferrocarriles en 1907 los terrenos propiedad de Ferrocarril Central Mexicano en La Barra pasaron a ser parte del Estado que terminó arrendándolos, llegando más compañías petroleras a la zona y en 1921 se instalará una de las plantas más importantes: El Águila.

Esto terminó por generar un desarrollo que tres años más tarde detonó la ‘independencia’ de la zona, para nacer el 1 de mayo en 1924, Villa Cecilia, que más tarde, en 1930 cambio de nombre para llevar el del apóstol de la Revolución, quedando registrada como Ciudad Madero”, añade.

Mapa de Tampico y las zonas donde se instaaron compañías petroleras, 1900 | Archivo Mediateca INAH

“El nuevo municipio estaba conformado por los asentamientos de Doña Cecilia (colonia Tinaco), Árbol Grande, Refinería, La Barra y Miramar, además de otras partes del norte de Tampico. Cuando se pone en operación en 1914 la refinería Madero, los ingleses empezaron a construir casas hacia el norte creándose una zona exclusiva y con gran desarrollo, para después dar paso al actual municipio”, agrega.

Detrás de conceptos como modernidad, industrialización y desarrollo se ocultan los procesos y esfuerzos de los hombres que se impusieron a la naturaleza y generaron el cambio, Madero es claro ejemplo de este tipo de gente, que con su fuerza modernizaron una ciudad y construyeron otra.

Villerío de obreros en la ranchería de Doña Cecilia en 1903 | Archivo Mediateca INAH

Doble Vía

Bartolomé Robert y Yarzábal, el tampiqueño que fue alcalde de Barcelona

La población española lo recuerda con gratitud por su importante labor filántropa y su destacada gestión humanista como funcionario público

Regional

De Altamira a Luisiana: trasladan megaestructuras para proyecto petrolero en EU

Este proyecto petrolero contempla la exportación de 11 piezas distintas, en donde se encuentra algunas con dimensiones superiores a los 90 pies cúbicos que parten de Altamira

Local

"No hay ni paracetamol", diputados de Tamaulipas convocan a protestar contra el IMSS

Temen que recursos para la salud serán recortados en el próximo presupuesto

Justicia

El influencer Fofo Márquez barre calles de Guadalajara como sanción por cerrar un puente

El creador de contenido es supervisado por personal de los Servicios Públicos de Guadalajara, sin embargo aprovechó la situación para subir videos mientras hacía su trabajo comunitario

Justicia

Asesinato del periodista Ernesto Méndez fue por extorsión a negocio familiar: SSPC

Ricardo Mejía Berdeja, subsecretario de SSPC, informó que hay una orden de aprehensión pendiente contra un segundo presunto responsable por el asesinato

Sociedad

Protección Civil niega suspensión de actividades para rescate en mina de Coahuila

Laura Velázquez Alzúa, coordinadora nacional de Protección Civil, desmintió que se hubieran suspendido las labores para el rescate de los 10 mineros atrapados en El Pinabete

Futbol

Con todo y gol de Carlos Vela, MLS se impone a la Liga MX en el Juego de Estrellas

Mientras la Liga MX arrancó el partido con sólo un mexicano en su alineación, la MSL envió un tridente compuesto por Chicharito Hernández, Carlos Vela y Julián Araujo

Mundo

Sube a 48 las víctimas por la escalada entre Israel y la Yihad Islámica

Cuatro personas más, entre ellas dos niños, perdieron la vida por las heridas sufridas durante los bombardeos de Israel sobre Franja de Gaza el pasado fin de semana

Tecnología

Vístete de Prada y vive en una “metamansión”

El metaverso invade el ámbito del diseño creando ambientes virtuales, nuevas tendencias y hasta ciudades enteras que parecen fuera de este mundo